Trece veces

Ayer recordé cuando decidí que ver televisión ya no era para mí. El espectáculo de ver un linchamiento y a un hombre atado a un poste, sangrando, consciente y rogando por su vida mientras una turba lo golpeaba fue impactante. Sentí claramente cómo mi cuerpo iba dando pasitos hacia atrás para alejarme de ese contenido. … (Leer más)

Un gobierno inmobiliario

Primero dijeron que cerraban el Parque Fundidora para protección de las personas, debido a la pandemia. Después dijeron que lo cerraban por falta de presupuesto. Luego regresaron a decir que era para proteger la salud de los usuarios. Finalmente, terminaron pidiendo donaciones a la sociedad para el funcionamiento de éste. Al mismo tiempo, varios medios … (Leer más)

El fantasma que me fatiga

¿Escuchaste eso? – Le pregunté a mi esposa antes de dejar los cubiertos y salir corriendo a la computadora para atender una videollamada entrante. Al desbloquear la pantalla no había llamada perdida, ni notificación, ni nada. Creo que esta era la tercer vez en la semana que me pasaba algo similar: escucho un tono de … (Leer más)

Por favor, no nos dejen salir…

PDesde el inicio de la emergencia sanitaria ocasionada por la pandemia de Covid-19, se han manejado en nuestro país distintas fechas acerca de cuando iniciar y cuando terminar con la llamada cuarentena; es decir, con la indicación del gobierno para que la población en general iniciara un confinamiento o distanciamiento físico.   En Nuevo León, el … (Leer más)

Lo que la cuarentena se llevó

Desde los comienzos de la emergencia sanitaria y el #quedateencasa, en redes sociales y programas de televisión comenzaron las recomendaciones de qué hacer: mantener rutinas, programarnos actividades, llenarnos de cosas para “soportar” esta situación. La idea parecía buena, no son vacaciones, realiza actividades, satura tu tiempo durante todo el mes, esto se acaba el 30 … (Leer más)

Acerca de la superficialidad

Ahora soy más superficial. Jamás pensé en alegrarme por eso. No me malinterpreten, esto tiene una buena razón. Verán, para considerarse escritora o escritor en términos serios, no basta con formar una prosa limpia, tener una ortografía impecable o formar párrafos con núcleos claros. No. Ser escritor o escritora consumada, en realidad, precisa de una … (Leer más)